Marihuana recreacional induce cambios estructurales y funcionales cardiacos

Investigadores británicos, liderados por el doctor Mohammed Y. Khanji, de los institutos de investigación de Queen Mary University y St. Bartholomew Hospital, Londres, Reino Unido, estudiaron la asociación del uso de marihuana o cannabis con la estructura y función del corazón utilizando resonancia magnética.

El estudio de Khanji y colaboradores es limitado y las conclusiones deben considerarse preliminares y motivo de estudios adicionales de mayor envergadura y control. Solamente fueron estudiados 47 usuarios regulares de marihuana aunque el número total de individuos incluidos en el estudio fue 3.407 (edad promedio 62 años; 55% mujeres) y 105 habían sido previos usuarios regulares y algunos de los restantes usuarios infrecuentes o raros.

Los usuarios regulares de cannabis tuvieron una mayor probabilidad de ser más jóvenes, hombres, fumadores de tabaco y haber experimentado niveles más altos de privación social en comparación con los no usuarios, usuarios raros o previos usuarios regulares.

Sin embargo, se ha demostrado que el uso frecuente de marihuana se asocia a aumento en el riesgo de infarto de miocardio e hipoxemia y, hasta ahora, no se ha demostrado un efecto patológico directo de la marihuana sobre el corazón.

Es importante que los clínicos revisen el uso de marihuana con sus pacientes que en general consideran que la marihuana no conlleva riesgos, como lo demostró la reciente racha de casos de enfermedad pulmonar relacionada al vapeo (cigarrillos electrónicos con tetrahidrocanabinol).

La Organización Mundial de la Salud ha alertado sobre los efectos peligrosos potenciales del cannabis no medicinal y enfatizado la necesidad que se hagan investigaciones que evalúen la asociación con cannabis, sobre todo ante la creciente legalización del uso de marihuana en muchos países.

Los autores de la Carta al Editor del Journal of the American College of Cardiology (JACC) Cardiovascular Imaging, encontraron que el uso regular de cannabis se asoció de manera independiente a cambios adversos en el tamaño del ventrículo izquierdo y a disfunción subclínica, en comparación con usuarios raros o infrecuentes o no usuarios de cannabis. Los cambios permanecieron significativos después de ajustes multivariables, incluyendo edad y sexo.

No hubo diferencias entre los grupos en relación a la masa ventricular miocárdica, fracción de eyección y volumen de pulsación o en cuanto a parámetros de ventrículo derecho, aurícula izquierda y aurícula derecha.

Reiteramos que son necesarios estudios adicionales, pero hay bases para sospechar que la marihuana puede tener efectos tóxicos cardiacos para el usuario regular recreacional.

Referencia:
JACC Cardiovascular Imaging en línea Diciembre 21, 2019

Deja un comentario