Lesión pancreática otra manifestación gastrointestinal de COVID-19

En los primeros reportes sobre la sintomatología de la infección por SARS-CoV-2 aparecían, con pequeños porcentajes, síntomas gastrointestinales como náusea y diarrea. Más adelante, se publicaron informes indicativos que los síntomas gastrointestinales podían ser manifestaciones iniciales severas y que esos síntomas eran marcadores no solo de la severidad sino de un peor pronóstico de la enfermedad.

Luego se ha hecho evidente que hay una lesión hepática, al menos en relación a elevación de las enzimas.

El carácter multisistémico de la enfermedad causada por el virus es cada día más evidente.

Un artículo publicado en Gastroenterology el 3 de abril, de autores chinos, evalúa por primera vez la presencia de lesión del páncreas en infección por el virus de COVID-19.

Los resultados serológicos de 52 pacientes hospitalizados con neumonía inducida por COVID-19 indica que 17% de los pacientes tenían evidencia de lesión pancreática. Evidencia de otras lesiones orgánicas eran 33% cardiacas y 29% hepáticas.

En comparación con otros pacientes aquellos con estudios pancreáticos anormales tenían mayor probabilidad de presentar anorexia, diarrea y enfermedad severa; niveles elevados de pruebas hepáticas, aumento en la sedimentación globular y niveles más bajos de células CD3+ y CD4+. Los pacientes con lesión pancreática no diferían de manera significativa en relación a la necesidad de ventilación mecánica o de tratamiento con corticosteroides así como tampoco en el tiempo de seroconversión.

Los autores no reportan estudios imagenológicos del páncreas por lo cual no puede afirmarse que había o no edema, fluido peripancreático o necrosis del páncreas. Es factible que haya habido inflamación del páncreas por acción del virus o que la lesión del páncreas sea parte de un proceso inflamatorio multisistémico asociado a la infección por el coronavirus.

Referencia:
Gastroenterology en línea Abril 3, 2020

Deja un comentario